Gran actuación en el Concurso de Debate Intercentros

El pasado fin de semana los alumnos de nuestro colegio cosecharon importantes éxitos tanto en la Gymkhana matemática, en la que arrasaron en todas las categorías, como en el concurso de debate. Carlos Gomez Paz, alumno de 4º ESO, no cuenta su experiencia en el Concurso de Debate Intercentros.

La ronda de octavos de final del Concurso de Debate “Intercentros” se celebró las tardes del viernes 25 y el sábado 26 en el Centro de Formación del Ayuntamiento de Boadilla del Monte. El evento lo coordinaba la Universidad Francisco de Vitoria y competían colegios de toda la Comunidad de Madrid. Del Liceo Sorolla participábamos dos equipos, uno compuesto por integrantes de 4º de ESO, y otro de 1º de Bachillerato.

Me asombró la enorme cantidad de personas congregadas para este evento. Nuestro profesor de debate, Daniel Martín (D. Dani para sus alumnos), siempre nos habla de la importancia que tiene saber debatir y argumentar. Creo que es una habilidad fundamental que todos los estudiantes deberían aprender en su paso por el colegio.

Todos íbamos hechos “un pincel”, especialmente, los alumnos, que temíamos que competir. Todo lo que por allí nos íbamos encontrando era nuevo para nosotros. La sala de información en la que te decían dónde, cuándo, con quién competías, y las correspondientes puntuaciones y resultados, era pequeña, de igual tamaño que las salas de debates. La emoción y la presión iban en aumento según se acercaba la hora de nuestro primer debate. En palabras de D. Dani era “nuestro bautismo de fuego”.

Cuando por fin entramos en una sala abarrotada de espectadores, la sala se me hizo muy pequeña. Yo estaba tan nervioso que no recuerdo como llegue a mi asiento. Sin embargo, parecía que los demás participantes tuvieran mucha experiencia, pues se les veía muy tranquilos…

Transcurrió el debate y la profecía se cumplió: perdimos, pero no por mucho, ni mucho menos por la diferencia que yo esperaba. Se produjo una reacción en nuestro grupo. Después de ese momento, y no sin ciertas dudas, empezamos a creer en nuestras posibilidades. A partir de ese momento, fuimos debate tras debate ganando por una gran diferencia. Estábamos muy contentos, ya que, entre otras cosas, era la primera vez que nuestro colegio obtenía una victoria en un concurso de debate. Y así, victoria tras victoria hemos conseguido llegar a cuartos de final.

Exceptuando el primer debate, los ganamos TODOS. Fue muy gratificante, especialmente por lo mucho que nos preparamos las semanas anteriores. Creo que todo el equipo hicimos un gran esfuerzo… ¡y valió la pena! En definitiva, empezamos el concurso sintiéndonos simples mortales, y terminamos sintiéndonos dioses del Olimpo.

 

 

Carlos Gómez Paz

Alumno de 4º ESO